Señalización Vial

La señalización vial hace referencia a todos los elementos, infraestructuras y símbolos que brindan seguridad en caminos, calles, pistas o carreteras. La integridad física de quienes transitan por dichas vías depende de lo que indiquen las señales, de ahí la importancia de saber comprender su mensaje y de su buen estado de conservación para evitar cualquier tragedia.

La señalización vial es una comunicación más presente en nuestra vida donde el emisor es el elemento donde está aplicado el signo vial, el mensaje es el significado de dicho signo y el receptor es el usuario que percibe el mensaje. Las vías comunican constantemente y es de vital importancia saber interpretar los mensajes.

Tipos de señalización vial

En el código vial están estipulados diferentes tipos de señales viales, entre las que podemos hacer referencia a las siguientes: señales informativas, señales reglamentarias, señales preventivas y señales horizontales.

Una señalización vial informativa alerta tanto al peatón como al conductor de una información relevante, que puede ser la cercanía de una playa, una estación de tren, una localidad próxima, etc.

Las señales reglamentarias, por su parte, se dedican a limitar las acciones de peatones y conductores. Indican velocidad máxima, mínima, obligan a detenerse, a girar en una determinada dirección, etc.

El grupo de la señalización vial preventiva, como su nombre indica, se dedica a prevenir ante un posible peligro o cambio inminente. Encontramos, por ejemplo, las señales de bifurcación de la calzada o curva peligrosa.

Finalmente, las señales horizontales son aquellas pintadas en la calzada y pueden indicar límites de velocidad, delimitación de los carriles, entre otros.

Como decíamos, contar con un buen mantenimiento de señalización vial es crucial para evitar tragedias. Por ello, las señales viales han de contar con un proceso de fabricación que ofrezca resultados eficaces y las doten de una visibilidad importante para prevenir accidentes.